Los recortes tambien llegan al golf

El pasado fin de semana se me pusieron “pelos de punta” cuando leí que el sector del golf puede pasar al tramo de 21% de IVA, es decir pasaría de estar gravado del 8% al 21%. Trece puntos porcentuales que sin lugar a dudas hará que los gestores de los campos se hagan la preocupante pregunta del millón: ¿se traslada al cliente? ¿Lo soporta el campo de golf? La verdad es que la situación es delicada. Si se traslada al cliente tocando una de las cuatro famosas 4P´s del marketing vía incremento del precio del greenfee perderíamos competitividad ante otros destinos que en mi opinión, si no fuera por la primavera árabe, nos abrían pegado un bocado más grande del que ya nos han pegado. Si lo asume el campo de golf…no estoy muy seguro de que eso sea asumible por la delicada situación de alguno de ellos.

Otra consecuencia de trasladar ese incremento del IVA al precio es que la captación de nuevos jugadores se vería resentida, cosa que tampoco favorecerá al sector, con deficit negativos en el incremento de licencias.

Por dar algunas cifras y datos de mi comunidad, recordemos que el golf mueve más de 400 millones de € de forma directa y 300 millones de € más si sumamos restauración, ocio, etc. y que el turista de golf pasa más tiempo en nuestro destino y gasta más que el turismo, según diversas fuentes.

Asumo que todos tenemos que apretarnos el cinturón para corregir ciertos desequilibrios económicos y otros no tan económicos producidos “por la mano del hombre”, pero tocar de esa manera tan drástica al golf, un sector desestacionalizador que sigue dando  alegrías incluso en los tiempos que corren, me parece una decisión muy arriesgada.

¿Qué os parece?


 

Acerca de samucadenas

Ya es hora de devolver al golf todo lo que me ha dado, verdad??
Esta entrada fue publicada en Golf y Marketing y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*